Supersonic Nº 2

portada-supersonic_02La revista digital de ciencia ficción Supersonic ya va por el número 3, así que podéis comprobar que voy con un poco de retraso. Sin embargo, no quiero dejar de ser fiel a esta publicación como vía para leer relatos actuales de género que, en la mayoría de los casos, son de autores hispanohablantes.

Si recordáis mi reseña del nº 1, la revista incluye contenidos muy variados. Esta vez, debido a la escasez de tiempo, he leído exclusivamente los relatos, y además, solo aquellos que aparecen en español. Me excuso: primero, porque cada vez tengo más claro que no disfruto leyendo ficción en inglés (en mi caso es como si me trajera el trabajo a casa); segundo, porque a veces tengo que elegir entre leer sobre literatura o leer literatura y en esta ocasión he elegido lo último.

En este número tenemos siete relatos en español, de los cuales estas son mis impresiones.

“Escamas”, de Alastair Reynolds (traducido por Marcheto): la humanidad está en guerra contra una raza extraterrestre, un tema del que hemos leído en numerosas ocasiones. Sin embargo, el desarrollo y el desenlace son tan sorprendentes que no se parecerá a otras cosas que hayáis conocido antes. Es un relato circular cuya forma se adapta perfectamente al contenido. Es algo espeso y hay muchos conceptos en los que me he perdido pero la maestría del autor hace que eso no impida la lectura y que, incluso, el desconcierto contribuya a darle grandeza a lo que en realidad ocurre en la trama. Esto es ciencia ficción con mayúsculas.

“Kalamazoo”, de Daniel Pérez Navarro. Un autor de cómics español se marcha a un pueblo de Estados Unidos a buscarse la vida por culpa de la crisis. El ambiente de lo que llamamos “América profunda” está recreado a la perfección y cuando aparece el novum (que no revelaré para no estropear la sorpresa) entramos en el relato de género. A partir de ahí veremos cómo la tecnología puede afectar a la amistad, a las relaciones y a la vida misma. En mi opinión es uno de los mejores relatos de la publicación.

“El  mantis”, de Alejandra Decurgez. El relato se desarrolla en un ambiente donde un clima salvaje domina por completo la vida de los humanos (podría ser otro planeta o un futuro lejano en la Tierra). En ese contexto, la relación entre un chatarrero y una criatura extraña se convertirá en el centro de la trama. Las descripciones son magistrales y el retrato de los personajes es perfecto. El tema es universal y podría adaptarse a muchos lugares y momentos actuales donde algunas vidas no valen nada. Me ha conmovido, horrorizado y sorprendido, y si tuviera que elegir un texto de entre todos, sin duda, sería este.

“A su imagen”, de Teresa P. Mira de Echevarría. Esta autora abría la antología Alucinadas, que también he reseñado en esta web, con un relato (“La Terpsícore”) que me gustó mucho. “A su imagen” está al mismo nivel. Relata la relación, en un exoplaneta, de un colono humano con una mujer de otra raza (dejémoslo ahí porque decir  más sería revelar demasiado). El cuento es intenso y va dando giros que atrapan al lector. El final, sin embargo no me ha gustado tanto pues se resuelve de forma muy rápida y me ha resultado demasiado enigmático. Lo mejor del relato es el aspecto tecnológico que muestra: una perfecta metáfora de la hipocresía de nuestra sociedad en el que manda la imagen externa de las personas.

“El átomo”, de Nieves Mories. Es un relato postapocalíptico y angustioso que tiene un estilo repetitivo y caótico, totalmente al servicio de lo que cuenta. Creo que se excede en el uso de este recurso haciendo que el texto se aleje demasiado del lector. Podría suscitar un debate interesante sobre el objetivo de usar un determinado estilo y qué efectos logra dicho estilo. Así que en ese sentido, creo que es una aportación con mucho valor. Además, la historia que cuenta y sus protagonistas (individuos y colectividades) me han gustado.

“Origen”, de Ángel Luis Sucasas. El autor nos cuenta la historia de un ermitaño que vive alejado en un planetoide del que él es el único habitante. La historia arranca cuando un reportero llega para hacerle una entrevista. La tensión está bien, los giros de la trama sorprenden y el final deja al lector con la boca abierta.

Para terminar, en “La hierba” Ekaitz Ortega hace un homenaje a la música, a la poeísa y a las canciones populares que trascienden el tiempo. Es muy interesante pero no me ha gustado tanto como otros que se incluyen en la publicación.

La valoración global, por mi parte, es muy buena, así que sigo fiel y procedo a descargarme el siguiente número. Todos están disponibles en Lektu a 2,99€. Sólo los relatos valen mucho más que ese precio pero además, en el nº 2 podéis encontrar desde una entrevista a Rosa Montero hasta artículos sobre China Miéville, Aliette de Bodard o Neil Gaiman, pasando por algún que otro repaso a antologías y otras publicaciones digitales. Y no os olvidéis de los relatos en inglés que en el mundo de la ciencia ficción, donde no todo se traduce, es una puerta abierta a leer textos difíciles de encontrar.

 

Compártelo enTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn
Gema Moratalla García

Gema Moratalla García

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *